Estaba muy ilusionado con la llegada de mi nuevo amplificador a válvulas Cayin CS-55A. Yo ya tenía otro amplificador con esta tecnología con lo cual no sería extraño para mí el sonido valvular.

Tras su llegada y varios días de escucha calmada en largos períodos de tiempo, mi impresión es muy positiva.

Resulta evidente la necesidad de “rodaje”, no es una mera cuestión subjetiva de acomodarse el oído al amplificador, sino que éste, de alguna forma se “va soltando” cada vez más hasta ir dando su verdadera dimensión.

Tras unas 30 horas de rodaje, es evidente la calidad del producto y sus grandes potencialidades, que estoy convencido irán a más.

Así, la opción de poder elegir entre modo Ultralineal o Triodo conlleva algunos pequeños e interesantes matices.

En ambos modos todas las frecuencias están perfectamente ordenadas y en su sitio, con graves potentes y controlados, medios reales y agudos detallados sin ser chillones o molestos. Todo en su sitio.

El modo triodo parece que le da un pequeño “barniz” de algo más de dulzura a las válvulas KT88, sin perder definición. Es todo un divertimento probar diversas grabaciones, y tipos de músicas, y elegir cuál nos agrada más en cada momento, UL/triodo.

El mando a distancia, con dicha función y opción instantánea, selección de entradas y volumen, es más que un valor añadido.

Por otra parte, éste amplificador mueve con soltura mis altavoces, sin pestañear (y creo que muchos de alto tonelaje)

Silencioso como él solo, no se escucha ningún ruido eléctrico de cualquier signo en los pasajes que no hay música o simplemente cuando está encendido.

Probado también en su salida de auriculares con mis Foster TH610, es sonido es impresionante e impecable, todo en su sitio, con detalle, calidez y profundidad.

Sea con altavoces o con auriculares, éste amplificador de Cayin es todo un logro, sin lugar a duda.

Ninguna fatiga auditiva o mental tras largos períodos de escucha.

Y un pequeño detalle final: la rejilla que se quita y pone con facilidad para proteger y salvaguardar las válvulas. Bien pensado.

Aunque mi reproductor de CD es de transistores y alta gama, y estoy muy satisfecho con él, tengo una gran curiosidad por saber cómo sonaría éste amplificador con sus hermanos naturales híbridos, los modelos CS-55CD o CS-100CD DE Cayín.

Saludos cordiales

B.A.H.